…quitando nubes blancas del paisaje…

Agradeciendo lo mucho y bueno que empieza  a encontrarse ya por internet, este ágora moderna del que ya hemos hablado, vamos a poner el acento sobre algunas cuestiones que nos interesan a todos…

Michael Harding advierte de la torpeza que cometió al cambiar de proveedor de tapones para sus óleos. El nuevo proveedor le suponía un menor coste de producción, permitiéndole ampliar su margen de maniobra –posiblemente beneficio- PERO ha resultado un fiasco. Los nuevos tapones se rompen, así sin más, así que la empresa ha tenido que realizar una campaña a nivel mundial para satisfacer a su cliente final: nosotros; retorna a su antiguo fabricante de tapones y se compromete a mandar tapones a todos aquellos que hayan tenido este problema. Yo soy uno de ellos: por ahora sólo el tubo de Yellow Ochre ha roto el tapón. Les he escrito y me responden que me reponen los tapones de todos los tubos que compré (fueron varios, como recordaréis de alguna foto que puse): eso es seriedad empresarial, si bien aún no me han llegado y me confirmaron su envío el 17 de mayo…Ya os contaré…

También informa de lo siguiente, en relación a los Blancos que contengan Carbonato de Plomo (Lead Carbonate), el pigmento de los blancos basados en el Plomo. El último fabricante europeo que quedaba produciendo blancos con este pigmento ha parado definitivamente su producción. Ya no quedan fabricantes en Europa ni EEUU, desaparecidos por los fuertes controles legislativos sobre este pigmento altamente tóxico. Se habla de productores fuera de esta zona que, conscientes del tema, imponen su precio. ¿No es un poco raro prohibirlo en el primer mundo y comprarlo a los productores del tercero?

Nota mía que puedes saltar alegremente, porque es como para deprimirse…

…la teoría económica dice, en pura lógica abstractiva, que la supresión del precio de un bien aumenta su demanda hasta el infinito –o sea, añado yo, establece la tiranía del consumidor: esto puede pasar con el agua, la salud pública, etc… El precio, como tal, en la medida en que ajusta la demanda a la necesidad real, la que está dispuesta a pagar por el bien su valor –una vez retirados los consumidores que sólo lo pretendían por su gratuidad-, el precio, decíamos, es un ‘equilibrador’ de este sistema de fuerzas del mercado, y si responde a éste verazmente se dice ‘justiprecio’. No me ha quedado mal la idea, creo que se entiende (perdón a los economistas porque no es copiada de ningún sitio, es fuente propia, por lo que quizás sea algo inexacta para teóricos, pero así lo entiendo yo). Por ejemplo, la salud pública no debiera responder al “justiprecio”, porque hay quien sale perdiendo en el puro equilibrio del mercado, y no debe consentirse en este tema; pero de ahí a gratuita…puede aumentar la presión de la demanda ad-infinitum, y cada vez más rápidamente…(). También el precio de los bienes puede ‘derramarse’ por el otro lado, y en esas creo que estamos: en este caso el precio no responde de forma justa a la demanda, sino a la descarga que hace el ofertante de sus presiones impositivas y de las dificultades de ‘vencer’ a su competencia en el sistema cuando está subvencionada (su precio de competencia imperfecta ya es falaz) o injustamente posicionada en el mercado (porque el sistema le ha permitido colarse: caso de China, etc…) Ese precio injusto de “descarga de otros conceptos” establece la tiranía del ofertante frente a un consumidor desprotegido, sin mecanismos cohercitivos eficaces. Ocurre que en realidad vivimos en un sistema de fiscalidad injusta, más destinada a tapar la incompetencia de los dirigentes políticos (que subvencionan esperando la retribución futura en propaganda y votos, para mantenerse en el cotarro, como efecto boomerang) que asegurar el bien común de nuestra organización social. Lo que resulta finalmente en que la tiranía, como siempre, proviene de las clases dirigentes, o sea, los políticos, que deprimen países como si fueran uvas pasas, sin responder por ello. Y así va la historia. Lo increíble es que aún la gente se apasione con los políticos. Pero hay un problema que parece insoslayable: digo que es injusto que China se cuele en un sistema de teórica competencia perfecta, mientras permitimos que no aumente los ‘tipos de interés’, lo que aumentaría el nivel de vida de sus sacrificados ciudadanos, merecidamente (que ya se lo han ganado, hombre, por Dios, después de años de opresión). Pero subir los ‘tipos’ es, decimos, subir el nivel de vida de su gente, o sea, aumentar sus salarios y nivel adquisitivo –por fin una gran y predominante clase media en China-, lo que automáticamente la haría menos competitiva, provocando que China no creciera a un ritmo tan brutal que hace al resto de países menos competitivos de forma artificial, mientras permite que algunos vendan en ‘china’ como ‘chinos’, valga el retruécano. ¿Por qué no dejan de una vez de intervenir lo que en teoría debiera ser un sistema libre, el capitalista, no intervencionista, creado en Bretton Woods y roto quince minutos después con la imposición de aranceles a nivel mundial, hasta nuestros días…? ¿Es que no confían en él, en ese efecto equilibrador del ‘justiprecio’? Es por lo que hemos comentado, porque acaba aglutinando conceptos que nada tienen que ver y desvirtuándolo todo, por lo que lo han convertido en un sistema viciado, y no nos deja ver qué sería del verdadero sistema si lo dejaran funcionar, si al menos lo intentaran: para eso hay que creer en la ‘libertad’ y en que ésta se autoregula sóla. Por otro lado exigimos que no haya esclavitud en el mundo, claro está, pero lo cierto es que nuestro sistema de vida (al que llamamos eufemísticamente “del bienestar”) se montó sobre ella, sin ella no hubiera sido posible a la velocidad que lo fue. Exigimos que se cumplan los protocolos internacionales sobre medioambiente (Kioto, etc) pero lo cierto es que el primer mundo se fundó sobre el atroz devaste de éste, hasta que nos dimos cuenta…y exigimos todo esto desde nuestra atalaya de puritanismo de primer mundo, con la barriga bien llena, mientras el tercer mundo lucha a bocados por salir adelante como lo hicimos nosotros hace algún siglo que otro. ¿No es un poco injusto y cínico? Sin embargo, ¿cómo vamos a permitir la esclavitud y la destrucción medioambiental? No podemos realmente…La realidad, a veces, tiene estas cosas demoníacas, sin solución…y es que cuando mal se empieza…

(¿lo ves?, ya dije que te saltaras esto…si es que la curiosidad mató al gato)

Bien, pues este color ha desaparecido de la carta de compra de BlickArt Materials, a quién lo compré no hace mucho –debí ser de los últimos…

cremnitz_white

…pero parece que la cuestión es sólo evitar que los niños accedan a él (¿?)…¿y eso ha extinguido a todos los productores del primer mundo? Traerlo ahora del tercero exige que vengan en latas, o tubos que sólo puedan vaciarse con pistoleta (como si fuera silicona –el mío ya tenía esa forma y lo saco con el mango de un martillo o algo así, un poco incómodo, claro- tras leer esto ya entendí por fin lo que me parecía un divertimento sin gracia)

Para los países de Europa: los tubos de 40ml, 60ml y 225ml se ha dejado de producir en los siguientes colores:

  • Blanco Base
  • Blanco Flake N º 1
  • Blanco Cremnitz
  • Blanco Cremnitz en aceite de nuez

Para Estados Unidos y Australia: los tubos de 40 ml y 60 ml se han dejado de producir en los colores mencionados anteriormente (una cantidad limitada de tubos de 225 ml estará disponible para todos los países no europeos, mientras sus reglamentos acepten venta para artistas de pintura blanca de plomo en tubos)

  • Blanco Flake N º 2 se suspenderá en toda la línea.

…mira qué bonitos blancos que no lo son tanto…

Whites layout_012412

Esta entrada fue publicada en Pintura al Óleo. Guarda el enlace permanente.

4 respuestas a …quitando nubes blancas del paisaje…

  1. Mar dijo:

    Increible, la verdad es que tiene toda la razón …es sospechoso…yo me he criado entre oleos y no me ha pasado nada, jejejeje, bueno si…algo si…pero eso no creo que sea del blanco…referente a los tapones a mi me ha pasado y con el tubo practicamente lleno, T_T…ahora lo tapo con cinta de carrocero hasta que termine algún tubo o termine con el color…que eso va a ser que no…se secará si no hay un tapón que lo salve…y antes de que me marche, Señor… me gusta su Blog, me reí mucho con sus comienzos ya que los míos fueron peores…bueno aún siguen siendo…pero está muy bien documentado…gracias por compartir su experiencia. Un saludo. Mar

    • Gracias a ti Mar por tus sinceros comentarios. La verdad es que no sé cuándo me río más de mi mismo, si en los comienzos (dicen que la ignorancia es atrevida, porque ignora su propia estupidez) o ahora que mis conocimientos superan mi destreza para ponerlos en práctica…ambas versiones de la misma risa que me causo son excelentes medicinas para cuando llega el desengaño y, cuando no me río, estáis vosotros con vuestras acertadas críticas poniéndome en mi sitio. Es lo que se llama, aprovechando la dialéctica de esta entrada, “economía de la cooperación”, todo un lujo para quién pueda disfrutarla como yo aquí, porque no ayuda sino a avanzar más rápido sin caer en la pedantería y sin que se atenacen el brazo y la mano al dar pinceladas. Siempre existe la disculpa del “estoy aprendiendo…” aunque ya sabéis que me esfuerzo por hacerlo de forma documentada, como bien dices. Si incurro o no en muchos fallos (alguno habrá) será cuestión de perdonármelo, pues el afán es no hacerlo y no es poco el esfuerzo que supone. Gracias a vosotros por tanto ánimo. Gracias, de nuevo, a ti.
      Un saludo.

  2. juan josé dijo:

    Buenos dis,yo también me rio de mi mismo, es muy sano, o se si es de sabios o no pero me rio y a mis setenta y siete años vivo la vida, una pregunta quiero hacerle, como podría decidirme a pintar en la calle. Gracias Juan José Catalunya.

    • Gracias Juan José…muy sano lo tuyo a tu edad, claro que sí.
      ¿Cómo decidirse a pintar en la calle? Pues supongo que riéndose primero, antes de salir, nuevamente de uno mismo… ;)
      Para contestarte a esa pregunta primero debo resolvérmela yo mismo, pues a pesar de haber comprado la ‘pochade-box’ y el trípode, aun no me he decidido… ¿puedes creer que me da reparo? Ya ves que no soy el más indicado para responderte, pero hago la confesión pública del hecho por si a alguien le sirve de estímulo…

Por favor, deja tu pincelada...

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s